Nueva York, 18 ene (EFEUSA).- El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, advirtió hoy sobre el "dramático impacto" que tendrá en los habitantes del estado la intención de la futura Administración de Donald Trump de derogar el programa "Obamacare".

La supresión de ese programa "dejará a tres millones de neoyorquinos sin seguro" médico, afirmó Cuomo tras reunirse hoy en la Torre Trump con el presidente electo, la primera ocasión que ambos se han visto cara a cara desde las últimas elecciones.

Temas fiscales y, sobre todo la ley de Protección al Paciente y de Cuidado de Salud Asequible, más conocida como "Obamacare", fueron analizados en la reunión que tuvo Cuomo con Trump dos días antes de la investidura presidencial.

El gobernante electo ha anunciado su intención de impulsar la derogación de ese programa de seguro sanitario y reemplazarlo con alternativas aún no definidas, lo que puede poner en peligro la cobertura de millones de estadounidenses.

"Tendrá un dramático impacto en el estado, y no sólo para los tres millones (que están protegidos bajo ese programa en Nueva York)", afirmó Cuomo en declaraciones a los periodistas en el vestíbulo del edificio donde se llevó a cabo la reunión.

"Vivimos en una comunidad en la que, cuando tú estornudas, yo me enfermo", agregó el gobernador. "Se trata de salud pública", insistió, y recalcó que es necesario proteger los beneficios que ha aportado ese plan de seguro médico promovido por el Gobierno.


Advertisement

El gobernador de Nueva York recordó que algunos de los temas que se están analizando en Washington tras la instalación del nuevo Congreso "tienen un profundo efecto en Nueva York".

Entre otros temas citó la intención de eliminar la posibilidad de deducir los impuestos estatales y locales, algo que, según Cuomo, "sería devastador para estados como Nueva York o California".

Cuomo señaló que había insistido en explicarle a Trump el "contexto de Nueva York" en las decisiones de su futura Administración, y añadió que también se habían tocado temas sobre las personas sin techo e infraestructura.

El gobernador dijo que Trump había mostrado conocimiento tanto de las alternativas que se están buscando para el programa "Obamacare" como de la cuestión de las deducciones fiscales.

"Quería tener claro que tenía la perspectiva del estado de Nueva York desde el punto de vista del presupuesto que está considerando para temas federales", insistió.

"Él es un neoyorquino, y creo que entendió exactamente lo que estaba diciendo y la magnitud de lo que le estaba diciendo", agregó Cuomo, quien, al igual que Trump, se crió en el barrio neoyorquino de Queens.

Cuomo, político demócrata, anunció que no estará presente el viernes en la investidura presidencial de Trump, aunque se excusó diciendo que tenía que trabajar en Nueva York.

También han anunciado que se ausentarán de los actos al menos medio centenar de legisladores demócratas en protesta por recientes críticas de Trump al congresista afroamericano John Lewis.

Cuomo se ha mostrado muy crítico de algunas posiciones planteadas por Trump durante la campaña electoral y después de que ganara los comicios del 8 de noviembre.

Trump ya se reunió el 16 de noviembre con el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, también demócrata y una figura que, al igual que Cuomo, está buscando una proyección política mayor que la de sus actuales cargos. EFEUSA