México, 21 mar (EFEUSA).- La presidenta del izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), Alejandra Barrales, está en el punto de mira en México después de que se diera a conocer que posee un apartamento en Miami que no incluyó en la declaración patrimonial, fiscal y de intereses que presentó públicamente.

La existencia del inmueble, de 163 metros cuadrados y un valor de 14,3 millones de pesos (unos 751.858 dólares), fue desvelada por un reportaje del equipo de investigación de Univision.

En 2015, la entonces senadora y secretaria de Educación de la capital mexicana informó a la Cámara Alta sobre la adquisición del departamento. No obstante, este dato no quedó reflejado en la declaración "3 de3" que presentó en abril de 2016 y que es pública.

En declaraciones concedidas hoy a Radio Fórmula, Barrales afirmó que no hizo "nada incorrecto".

El pasado 17 de marzo, después de ser entrevistada por Univision al respecto, Barrales remitió una carta al Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) y a Transparencia Mexicana especificando que "existe una inexactitud acerca de la información" contenida en su declaración.

En la aclaración mencionó el apartamento, bajo el nombre de la empresa Maxba Development, cuyas acciones a su vez pertenecen a Albama Transportes.

Barrales es presidenta y única accionista de Maxba Development, mientras que la dirección fiscal que aparece registrada en los documentos como oficina de Albama Transportes es, según la investigación de Univision, el domicilio de la madre de la política.


Advertisement

De acuerdo con Barrales, en su "3 de3" sí mencionó la empresa poseedora de las acciones, pero no el apartamento en sí porque "no hay una parte en el formato que te lo pida, que te dé el espacio" para este tipo de asuntos.

Detalló que la propiedad está a nombre de una empresa porque es "el requisito de acuerdo con las normas de Estados Unidos para poder ponerlo en renta", ya que no adquirió el departamento para habitarlo.

"Incluso el propio banco me condicionó para darme el crédito", agregó.

Asimismo, calificó de "lamentable" que el medio esté dando "información distorsionada" sobre la propiedad.

Según el reportaje de Univision, Barrales compró el departamento en 2015 por medio de una preventa y pagó un anticipo de 693.000 dólares en siete meses. Para el pago, adquirió una hipoteca a 30 años. EFEUSA