El gobierno de Trump reafirma que se busca deportar a los criminales sin documentos.

Sin embargo, la realidad nos suele decir cosas algo distintas. De todas las detenciones que el ICE realiza, un alto porcentaje suele ser de indocumentados que no tienen un record criminal.

Más de lo mismo

Si las palabras de Trump fueran verdaderas, esas personas serían liberadas al no posar como un peligro a la seguridad nacional, ¿no es así?

Pero basta decir que, una vez que el ICE pone sus garras sobre una persona indocumentada -sea criminal o no-, el destino de esta es el mismo: la deportación irrevocable.

Lo mismo sucedió bajo la administración de Obama. Bajo la misma cantaleta de buscar deshacerse de los criminales sin papeles su gobierno realizó deportaciones masivas, las más altas de la historia.

Es verdad. Obama no era un ángel. Se podría pensar que por lo menos con este gobierno, sabemos a qué atenernos. Aunque la forma actual de informar sus intenciones -ahora más politizada- nos muestra que es más de lo mismo.

Alcaldes pro reforma

Por otro lado, el hecho de que alcaldes de distintas ciudades de todo el país firmen una misiva buscando que el gobierno arregle el sistema migratorio roto que aún seguimos teniendo, es algo bastante significativo. No solo por la presión política que buscan lograr, sino por el respaldo a toda esa gente que trabaja bajo las sombras.

Según dijo Tom Tait, alcalde de Anaheim, California: "(LosAlcaldes) somos los más cercanos al tema", ya que ellos tienen que lidiar con distintos problemas que atañen tanto a la ciudad como a indocumentados.

El mismo alcalde de Long Beach, Robert García (uno de los firmantes), es hijo de peruanos que gracias a la amnistía del presidente Reagan en los 80 pudieron arreglar su status legal. "El día en que me hice ciudadano fue el mejor día de mi vida, e instiló el valor de amar a tu país, trabajando duro y devolver algo", dijo García en entrevista con SCNG/Impacto USA.

DACA

Por otra parte, aun cuando los beneficiarios de DACA estén protegidos virtualmente, esa protección puede ser interpretada de distintas formas. No hace mucho, se escuchó de un caso de un joven que aun estando protegido, fue detenido y acusado de pandillero, aunque su abogado argumentaba que estando detenido, fue obligado a firmar una declaración falsa, la cual no es una práctica nada rara por parte del ICE. Si bien hay menos probabilidad de que esto suceda, no hay garantías.

Según John Kelly, Secretario del Departamento de Seguridad Nacional, el mismo es "lo mejor que le ha pasado a DACA", puesto que dicho alivio migratorio no ha sido eliminado aun de las directrices ejecutivas.

Pero habrá que ver que será del DACA más adelante, ya que si bien ahora "no es prioridad" según dicen, esto nos da a entender que en algún momento lo será, y el que no ofrezcan acción alguna, deja en una cruda espera a casi dos millones de jóvenes que solo desean hacer una vida en el país que les vio crecer, al cual consideran como suyo.

Mándenos sus comentarios a: rmsandoval@live.com

NOTAS RELACIONADAS:

- Guerras de Trump, más allá de la inmigración

- "Inmigrantes en nuestra propia tierra"